“AL QUE HA DESTROZADO LA ILUSIÓN DE LOS NIÑOS”

Ayer, cientos de niños jerezanos de corta edad pasaron largas horas en la calle Merced para alfombrarla al paso de patrona. Sus sonrisas e ilusiones se vieron plasmadas en variopintos dibujos de sal, que a cualquier madre alegraría, no por la belleza de sus creaciones,  sino por el gesto de hacerlo a altas horas de la noche. Fueron horas de trabajo y  de esfuerzo las que necesitaron para hacerlas…

Sólo unos pocos segundos tuvo que emplear un desalmado para destrozar con su vehículo las alfombras de los niños, esparciendo la sal por los adoquines al paso de las ruedas.

Me pregunto si era creyente o no, si albergaba algún rencor insalvable o, simplemente, le importaba poco o despreciaba todo aquello que le impedía pasar por la calle.

A la Virgen no le importa porque el regalo ya se lo hicieron los niños. Pero a los niños, que irán a ver las alfombras esta mañana con sus padres, ¿Quién les explicará el odio y el desprecio que movió a aquella persona a destruir lo que tanto trabajo les costó construir?.

La intolerancia y la falta de respeto atentan contra las personas y, seamos creyentes o no, si no sabemos respetar a los demás, a sus creencias, a sus ideas, nunca construiremos una verdadera sociedad.

Si eres tú quien ha hecho esta tropelía y lees estas notas, quiero que sepas que no siento ni desprecio ni odio hacia ti, sólo pena y compasión. Y le pido a la Virgen de la Merced que te ilumine para que aprendas a respetar a los demás.

Francisco J. Zurita Martín

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: