LOS HIJOS SÍ SON DE LOS PADRES

Este pasado agosto, decidido a descansar y a apartarme de aquellas tareas que me tienen absorbido y ocupado durante todo el año, dediqué mis tres semanas de vacaciones a leer ese libro que el padre Felipe Ortuno me recomendó hace ya algún tiempo y que, hasta ahora, no había sido capaz de terminar. Las confesionesSigue leyendo “LOS HIJOS SÍ SON DE LOS PADRES”